Actrices con defectitos


Estrías que se pueden disimular hasta 60%, glúteos reanimados con ondas de calor, correcciones de nariz con cirugía o un buen maquillaje y tratamientos para mejorar el aspecto bucal son algunas de las técnicas que se emplean para ocultar las imperfecciones

salma-hayek.jpgSALMA HAYEK: ESTRÍAS. Quién diría que esta belleza veracruzana había ocultado durante años las estrías de su busto. O quizá le aparecieron cuando se lo agrandó, para lucir más voluptuosa. El hecho es que ahora se hacen evidentes cuando lleva escotes pronunciados.
Las estrías son signos de un rompimiento de las fibras internas, es decir, una separación o estiramiento excesivo de la piel; aparecen con más frecuencia en caderas, glúteos, estómago, senos, brazos y muslos.
La mala noticia: no existe un método capaz de eliminarlas 100%, pero se pueden disimular 60% combinando tratamientos en cabina, como la diatermina, y cremas específicas.

CAMERON DIAZ: GLÚTEOS ESCUÁLIDOS. Tiene sonrisa perfecta pero su derrière es pequeño y plano; carece de esa curvatura sensual y cotizada.
Los especialistas ofrecen varios métodos para tener un trasero de envidia. Uno de ellos consiste en dirigir ondas de calor a las capas internas de la piel, provocando que se contraigan los tejidos y, en consecuencia, que los glúteos se levanten un poco.
Hay otras opciones, como los hilos búlgaros, las inyecciones de grasa y los implantes.

SARAH JESSICA PARKER: HORRIBLE NARIZ. La estrella de Sex and the City posee un apéndice nasal con dorso prominente, aletas angostas y punta de “gancho”.
Tales imperfecciones se pueden disimular con la magia del maquillaje o bien, en casos extremos, corregir con una sencilla cirugía estética, llamada rinoplastia.
En función del tamaño de la protuberancia nasal se determina si ésta se corta, se lima o se realizan ambas maniobras. Para afinar la punta, se corta el cartílago y finalmente se afinan (cortando) las aletas nasales.

DREW BARRYMORE Y LAETITIA CASTA: DENTADURA IMPRESENTABLE. La primera, actriz; la segunda, top model, ambas son víctimas del mismo defecto: dientes chuecos y amarillentos. Además, la modelo francesa tiene sonrisa gingival o “doble labio”; es decir, cuando ríe, se asoma la encía.
Las dos podrían corregir la postura de sus dientes con la ayuda de brackets. Los modernos son menos perceptibles a la vista, porque están elaborados en porcelana del mismo tono natural que los dientes. Para blanquear éstos, se utiliza la técnica láser.
Laetitia, por su parte, podría corregir la sonrisa gingival mediante un procedimiento quirúrgico que recorta el maxilar, junta las dos arcadas bucales y las fija con una férula para que suelde el hueso.

paltrow-gwyneth.jpg GWYNETH PALTROW: BOLSAS EN LOS OJOS. Si se le observa con atención, se descubren en el hermoso rostro de Gwyneth bolsas alrededor de los ojos y finas líneas de expresión. Por lo general, esas bolsitas son consecuencia del engrosamiento de la piel y de la retención de agua y grasa bajo los párpados. ¿El remedio? Hidratar esa zona, para darle elasticidad, y descansar lo suficiente. La opción quirúrgica para este problema es la blefaroplastia.

JENNIFER ANISTON: MUCHA OREJA. Comparadas con el resto de sus facciones, sus orejas son grandes y el surco aurículo-cefálico (pabellones-cabeza) está muy separado, casi forma un ángulo de 90 grados.
Este problema se corrige con una sencilla cirugía llamada otoplastia, mediante la cual, se “pegan” hacia atrás las orejas, con dos o tres puntos de sutura con material no absorbible. Se hace la incisión en la cara posterior del pabellón auricular, por lo que la cicatriz no se nota.
Para descartar el riesgo de que los puntos se rompan, las primeras dos o tres semanas el paciente debe ponerse una banda elástica alrededor de la cabeza que, por supuesto, cubra las orejas durante las 24 horas.

ELIZABETH HURLEY: MUCHA DISTANCIA ENTRE OJO Y OJO. De acuerdo con el equilibrio que deben guardar los rasgos de la cara, se considera que una persona tiene los órganos visuales muy separados cuando la distancia entre ellos es de más de un ojo de longitud, justo como ocurre con esta modelo y actriz inglesa. Tal imperfección puede disimularse con maquillaje: se aplica un iluminador en tono rosa piel o beige en todo el párpado; luego, se elige una sombra intermedia: rosa, coral o marrón claro. Se difumina. El delineador se aplica más grueso cerca del lagrimal y más fino hacia los extremos.

REESE WITHERSPOON: LARGA MANDÍBULA. La protagonista de Legalmente rubia sufre de prognatismo, un defecto que implica la mala alineación de la mandíbula y la baja posición de la lengua. Esto produce alteraciones al cerrar la boca, con las consecuentes dificultades para morder, masticar, hablar y, en algunos casos, hasta para respirar. Las técnicas quirúrgicas para solucionar este problema son variadas y dependerán del tipo y gravedad del prognatismo, así como de la preferencia y habilidades del cirujano maxilofacial.
Generalmente, durante la intervención se recortan los huesos y se engrapan para inmovilizarlos y asegurarse que soldarán correctamente.

LUCY LIU: OJOS DISPAREJOS. La modelo y actriz de películas como Kill Bill , de origen chino pero nacida en Nueva York, tiene el ojo izquierdo ligeramente más pequeño que el derecho. Pero puede disimularlo con el maquillaje. Básicamente, para que los ojos se vean más grandes, se aplica máscara en abundancia, combinada con sombras claras. La manera más sencilla de resaltar un ojo pequeño es mediante un correcto delineado. Este se hace por dentro y por fuera, tanto del párpado superior como del inferior. Cuanto más gruesa sea la línea, más acentuado se verá el ojo, pero es importante seguir su forma natural.

LINDSAY LOHAN: OJEROSA. Tiene apenas 20 años de edad pero se le acentúan las ojeras, se le marcan líneas de expresión alrededor de los ojos y, por si fuera poco, tiene una mancha en el labio superior.
Para evitar esta apariencia que agrega años, desde temprana edad se debe llevar un régimen de belleza que incluya productos para limpiar, humectar, tonificar y nutrir la piel.

catherine-zeta-jones.jpg CATHERINE ZETA-JONES Y RENEÉ ZELLWEGER: CACHETONCITAS. Un rostro redondo amerita que se le apliquen dos tonos de rubor sobre las mejillas, para hacerlo más estrecho: a lo largo del maxilar inferior, se aplica rubor en tonos oscuros y un color más claro en los pómulos, abajo de los ojos, formando una franja horizontal por debajo de la nariz y que suba hacia las sienes, y después, en el mentón.
Para agrandar las ojos se aplica máscara de pestañas en abundancia. En cuanto a las sombras, preferentemente deben ser en tonos claros.

PENÉLOPE CRUZ: VELLUDÍSIMA. La guapa española es una de las mujeres con más vello facial de la industria del cine. Lo tiene en las mejillas y cerca de las sienes. La cosmética ofrece varias opciones para acabar con la molesta pelusita: decoloración, tiras de cera o la fotodepilación.

NATALIE PORTMAN, HILARY SWANK Y SCARLETT JOHANSSON: MAL CUTIS. Las tres presentan imperfecciones en el cutis, las cuales se logran ocultar con la aplicación adecuada de bases de maquillaje y correctores un tono más claro que el de la piel, o en colores verde o amarillo. En el caso de la Johansson, tiene también acné.

8 Comments

  1. ..Anonima agosto 6, 2009
  2. Laura enero 5, 2010
  3. alejandro febrero 3, 2010
  4. Anny marzo 7, 2010
  5. vanessa octubre 13, 2010
  6. marss enero 4, 2011
  7. Nataly marzo 17, 2011
  8. Are junio 9, 2011

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

m4s0n501