Amolda el pareo a tu cuerpo.


El pareo es como cualquier otra prenda que, si no sabes ponerla adecuadamente, puedes hacer que se note más todo eso que en realidad quieres disimular. Así que mejor toma en cuenta esta miniguía para colocar el pareo según tu tipo de cuerpo:

  • Si tienes caderas anchas: Colócalo a la altura de la cintura (olvídate de llevarlo en la cadera y anudarlo en un lateral, como es costumbre, pues así le darás más volumen a tu cadera).-
  • Si tienes poco pecho: Llévalo alrededor del pecho, justo a la altura de las axilas, y haz un nudo al frente para dar volumen.
  • Si tienes los hombros caídos: Colócalo de forma asimétrica y haz el nudo sobre uno de los hombros. Primero, ajusta el pareo al pecho y deja un lado más largo que otro. Después, pasa los dos extremos por debajo de los brazos y deja de pasar un poco más de tela para el lado que anudaremos sobre el hombro.
  • Si tienes pancita: Llévalo a modo de vestido. Para colocártelo, póntelo en la espalda y hazlo volver de nuevo sobre el frente pasando bajo los brazos. Cruza los dos lados en el pecho y hazte un pequeño nudo en la nuca.

No Responses

Add a Comment