Cuidados de los pies en verano.


En casa procura utilizar productos específicos para tenerlos siempre cuidados:

  • Una lima
  • Crema hidratante
  • Una exfoliante
  • Un spray refrescante

Esto los aliviará durante los días de más calor. Si tu problema son las durezas, es inútil querer eliminarlas de la noche a la mañana. La única forma es hacerlas desaparecer de forma gradual siendo constante en la aplicación de una crema antidurezas, utilizando la piedra pómez o una crema exfoliante.

Además de mantenerlos hidratados con una crema específica para tal fin, es recomendable que cuando te cortes la uñas, lo hagas en cuadrado y no demasiado cortas; así evitarás las dolorosas uñas encarnadas o uñas enterradas.

El verano es una época ideal para olvidarte de los tacones y de un calzado que oprima los pies, factores determinantes en la aparición de los molestos y antiestéticos juanetes.

Procura tener los pies siempre secos; cuando salgas de la ducha, de la piscina o del mar, sécalos bien, especialmente en el hueco que queda entre los dedos: evitarás infecciones por hongos.

Add a Comment