Cuidados para la piel de 16 a 29 años.


En la década de los 20 cuesta pensar en el futuro, en ese momento en que pelo, cuerpo y piel se encuentran en un momento espléndido y los temas de arrugas y manchas parecen ser cosa de otros… Pero hay que ser precavidas. A la hora de tomar el sol hay que tener en cuenta el concepto “capital solar”.

¿Qué significa? Cuando nacemos, tenemos una determinada y limitada capacidad de defensa ante la radiación ultravioleta, que vamos consumiendo a medida que nos exponemos a ella. Es como el dinero: cuanto más conservador seamos con él, más nos durará. Y en invierno, hay que dar un descanso a la piel para que se pueda recuperar y dejar que se regenere.

  • También bronceadas. No hay que protegerse tan sólo cuando se está pálida. Es importante seguir usando factores de protección de medios a altos cuando ya hay un buen bronceado, pues evitaremos seguir causando daños a la piel.

  • Diferentes formatos. Los productos en spray, como aquellos para deportistas o incluso para hombres, son perfectos para pieles grasas, algo más frecuente durante la juventud.

  • Fórmulas ‘todoterreno’… Las amantes del deporte harán bien en buscar fórmulas resistentes al agua y a la arena, para asegurarse una protección integral.
  • …Y de amplio espectro. Busca protectores de amplio espectro, que protegen tanto de la radiación UVB (la que quema) como la UVA, que produce flacidez y manchas.

Add a Comment