Disfruta tus fiestas navideñas sin remodimientos.


navidad

Aquí te damos algunos excelentes consejos para disfrutar de las cenas navideñas sin ningún remordimiento, toma nota.

  • Come a horas estratégicas: Nunca comas después de las 6 de la tarde, pues como se acerca la hora de dormir, tu organismo no tiene el tiempo suficiente para digerir los alimentos.
  • Bebe mucha agua: El agua produce la sensación de dejarte llena, así que antes de sentarte a la mesa tómate dos vasos, así comerás menos y no dejarás espacio en tu estómago para los postres.
  • No revuelvas alimentos: Elige un solo platillo y deja los demás para el recalentado, pues cuando comes de todo, las toxinas de todos se juntan, lo que te hace subir algunos kilitos.
  • Baila toda la noche: No dejes que la comida se almacene en tu cuerpo, elimínala con bailes súper movidos
  • No permanezcas mucho tiempo en la mesa: Procura levantarte en cuanto acabes de comer, pues si te quedas a platicar, te aseguramos que seguirás comiendo.
  • No te saltes ninguna comida: Es común que pienses que si no comes nada durante todo el día y sólo te esperas a la cena navideña, engordarás mucho menos… ¡Error! Cuando te saltas alguna comida , o peor aún todas, tu estómago almacena los últimos alimentos que le diste y, cuando se juntan con los de la noche, te sale pancita.
  • No le pongas sal: Evita ponerle más sal a la cena, ya que retiene los líquidos de tu cuerpo y te provoca hinchazón en los pies.
  • Evita beber: Al igual que los refrescos, las bebidas alcohólicas tienen muchas calorías que se quedan en tu cuerpo.
  • Ponte límites: Antes de sentarte a la mesa, establece la cantidad de alimentos que te vas a comer, y cúmplela.
  • Come lento y mastica muchas veces: Esto hace que tu estómago digiera con mayor facilidad los alimentos, por lo que después de la cena, te sentirás más ligera y dormirás mejor.
  • Sírvete en platos pequeños: Aunque el pozole te encante y se vea riquísimo, evita comer más de una vez y trata de no servirte en un plato grande; esto te permitirá comer menos sin que te des cuenta.
  • Deja de comer antes de sentirte satisfecha: pues tu estómago tarda 20 minutos en mandarle a tu cerebro la señal de que ya estás llena. Es por eso que, a veces, sientes la comida hasta la garganta y n sabes por qué.

Add a Comment