Maquillaje Nocturno.



Este maquillaje nocturno
está reservado para aquellas noches especiales en las que debes lucir guapísima como una cita  o cualquier otro acontecimiento importante. La ventaja de este look es que el maquillaje es dramático, pero, volvemos a lo mismo, no es exagerado.

  • Base:

Cubre ojeras e imperfecciones con un corrector, cuidando de difuminar muy bien. Con ayuda de una esponja húmeda, cubre tu cara con una base de efecto mate del mismo tono de tu piel.
Con una brocha, sella el maquillaje con una fina capa de polvo translúcido, eliminando cualquier exceso con un pincel.

  • Mejillas:

Resalta tus mejillas con un rubor color rosa  pálido, justo en el hueso.

  • Ojos:

Aplícate una sombra color rosa claro en todo el párpado y una color vino en la parte del pliegue, difumina con un pincel. Con un delineador negro líquido, delinea el párpado inferior justo debajo de las pestañas, desde el lagrimal hacia afuera y también el párpado superior. Con un aplicador de esponja, toma un poco de
sombra negra y aplícala sobre las líneas que ya trazaste con el delineador líquido en ambos párpados. Elimina el exceso o cualquier manchón con ayuda de un cotonete.

  • Labios:

Cuando tu maquillaje es más elaborado, no debes cometer el error de destacar dos rasgos. En este caso, son los ojos, por eso tus labios no deben llamar tanto la atención. Así que, delinea tu boca con un delineador de un color lo más parecido posible al de tus labios y utiliza un labial color durazno o rosa pálido. Retira el exceso y vuelve a aplicar.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

m4s0n501