Para una piel sana, limpieza adecuada


Es el principio básico de una piel sana: la limpieza. Y es que si no mantenemos nuestra piel libre de impurezas, su estado nunca será el deseado. Ve  algunas de las claves sobre la limpieza facial. Toma nota de sus consejos.

Conviene empezar a limpiarla…
No podemos hablar de una edad determinada ya que cada piel es distinta. Eso sí, en general se suele comenzar en la adolescencia o como respuesta a una piel grasa.

Una razón para no olvidarse
La limpieza de la piel es muy importante para su salud y belleza. Una piel limpia está preparada para recibir mejor el tratamiento que vayamos a aplicar, ya sea de hidratación o más específico. Debe hacerse como una rutina diaria independientemente de que se haya aplicado maquillaje o no. Por la mañana para eliminar los residuos acumulados durante la fase nocturna de regeneración y por la noche para facilitar su regeneración.

La limpieza facial más adecuada
Los productos de limpieza facial deben elegirse no tanto por la edad sin por el tipo o estado de la piel, aunque al final depende de lo que la persona encuentre más cómodo. Para una piel normal o seca recomendaría la leche limpiadora suave tanto por la textura del producto como por la hidratación que aporta. Después un tónico suave que vivifique y afine los poros. En el caso de una piel grasa aconsejaría la loción limpiadora 2 en 1 porque limpia profundamente y aporta el frescor que busca este tipo de piel.

One Response

Add a Comment