¿Perfumes sin alcohol para verano?


En estos meses de calor se multiplican también las fragancias sin alcohol.

Una fragancia tiene tres componentes principales. El perfume, compuesto por aceites esenciales; el agua, y el alcohol, que actúa como disolvente.

Ese mismo papel lo podrían desempeñar otros disolventes, como la acetona o el éter, pero sería un horror..

El alcohol, en cambio, es agradable, no tiene apenas olor y posee un efecto refrescante. Por eso, cuando en una fragancia se elimina el alcohol, hace falta usar materias primas muy solubles en agua, además de añadir otros solubilizantes.

El desarrollo de la fragancia también se hace diferente, pues el agua tarda más en evaporarse que el alcohol, que tiene una salida más rápida y vibrante. Esta es la razón por la que muchas de las aguas de verano tengan un aspecto más lechoso.

Add a Comment